Encontraron restos fósiles de un dinosaurio que podría ser el más grande de la historia

El hallazgo de los restos fósiles de un ejemplar de titanosaurio que vivió hace unos 98 millones de años en la provincia ha llamado la atención de investigadores argentinos y extranjeros, ya que podría ser el animal terrestre más grande alguna vez encontrado en la historia al rondar más de 40 metros de largo y 70 toneladas de peso, lo que superaría en un 15% al dinosaurio más grande hallado hasta el momento, el Patagotitan mayorum.

En este descubrimiento dado a conocer recientemente, los trabajos de campo comenzaron a realizarse a partir de 2012, momento en el cual fueron rescatados diversos restos de dinosaurios, los cuales aún se encuentran en estudio. Entre los restos, se encuentra una especie de grandes dimensiones y que ha sido motivo de la reciente noticia.

Este trabajo de investigación cuenta con el trabajo en equipo de personal del Museo Provincial de Ciencias Naturales “Prof. Dr. Juan A. Olsacher”, dependiente de la Dirección Provincial de Minería de la provincia del Neuquén; investigadores y personal técnico del Centro de Investigación en Geociencias de la Patagonia (CIGPat) dependiente de la Universidad Nacional del Comahue; el Instituto de Investigación en Paleobiología y Geología de la Universidad Nacional de Río Negro; la Facultad de Ciencias Naturales y  el Museo de la Universidad Nacional de La Plata; el Museo Paleontológico Egidio Feruglio de Trelew y el Grupo Aragosaurus dependiente de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Zaragoza (España).

Alberto Garrido, Director del Museo Olsacher, explicó que si bien se encontró hace un par de años, “es tan grande el ejemplar que nos está llevando mucho tiempo extraerlo. Lleva mucha logística pero justamente con los pocos materiales que se han recuperado sería sin dudas uno de los dinosaurios más grandes”.

El hallazgo corresponde a restos de un ejemplar herbívoro perteneciente al grupo de los titanosaurios, los cuales se caracterizan, entre otros atributos, por la enorme talla que estos reptiles lograban alcanzar. Los restos desenterrados hasta el momento de este ejemplar, pertenecen a huesos articulados de su cola y cadera.

Precisamente, el grado de articulación que presenta sus restos óseos, hacen suponer que el ejemplar se encontraría completo o casi completo. Debido a ello, las tareas de excavación continuarán adelante en el futuro inmediato con el objetivo de lograr recuperar la totalidad de los huesos existentes.

“A medida que vayamos recuperando más material y haya huesos que sean comparables con otros conocidos nos dará más certezas. Es un trabajo lento y minucioso”, agregó Garrido.

“Lo llamativo es que los restos de los grandes titanosaurios son muy fragmentarios, aparecen 3 o 5 huesos y en base a eso el paleontólogo reconstruye al ejemplar en su totalidad. Hasta el momento, hasta donde llegamos con las excavaciones, viene articulado, entonces es un hallazgo formidable”, finalizó el Director del MOZ.

La investigación es financiada por la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación, del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación; el National Geographic, el Ministerio español de Ciencia e Innovación y el Gobierno de Aragón.

Etiquetado , , .